No le busques las 5 patas al gato

0
628

En algún momento seguro has escuchado el dicho “No le busques las 5 patas al gato” o “No le busques la quinta pata al gato” cuando una persona indaga en un hecho que tiene complicaciones, que puede traerle malas consecuencias saber lo que está buscando, o quiere complicar algo sencillo.

Mientras que hay lugares donde dicen “No le busques tres pies al gato” en vez de cinco, pero ¿de dónde salió este dicho? ¿por qué un gato? A continuación te lo explicamos.

De acuerdo a la Real Academia Española (RAE), esta expresión popular se refiere a: “Buscar soluciones o razones faltas de fundamento o que no tienen sentido”. Y también “Empeñarse en cosas que pueden acarrear daño”.

La Asociación Amigos de la Historia y Cultura Militar del Ejército de España señala que originalmente la expresión era “Buscáis cinco pies al gato y no tiene más que cuatro. No, que cinco son con el rabo” y se refería a quien pretendía realizar algo que era imposible.

También explican que la frase apareció en el siglo XVII en el tratado de Sebastián de Covarrubias. Esta frase se refiere igualmente a quienes con mentiras quieren hacer entender cosas imposibles.

Mientras que la expresión “No busques tres patas al gato” que es famosa en países como España se hizo popular al aparecer en el capítulo 22 de la novela “El Quijote”.

Donosa majadería, respondió el comisario; Bueno está el donaire con que ha salido a cabo de rato: Los forzados del rey quieren que le dejemos… Váyase vuestra merced, señor, enhorabuena su camino adelante… y no ande buscando tres pies al gato. -Vos sois el gato y el rato y el bellaco, respondió Don Quijote“.

Pero llama la atención que la novela de Miguel de Cervantes fue publicada en 1605, época en la que la frase ya era popular, entonces ¿porqué el escritor decidió cambiarla? ¿sería para darle un toque cómico al personaje?

Lo cierto es que siguen pasando los años y la frase sigue sin perder vigencia. Bien sean tres o cinco igual la expresión se le dice a las personas que buscan problemas o complicaciones que no son necesarias. La cantidad de patas que le agreguen a la frase dependerá del país en el que se use, sin que esta pierda su significado.

Pero encontrar tres patas en un gato es fácil ya que tiene cuatro, en cambio la quinta pata es imposible, a no ser que se considere la cola como una quinta pata.

Fuentes

http://lema.rae.es/drae/srv/search?id=qFTEr3ZVVDXX2F2JBNPk

https://es-la.facebook.com/Aahcm/posts/10202174489541722

http://lacuriosidadmatoelrato.blogspot.com/2012/07/no-le-busques-los-tres-pies-al-gato.html

Foto https://pixabay.com/es/

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*